La música no tiene fronteras

21 09 2009

Como buen fanático de la música que siemnpre he sido, ayer estuve disfrutando del concierto “Paz Sin Fronteras“, que se escenificó en la Plaza de la Revolución, en la Habana, Cuba.  Independientemente de los matices políticos que se le han dado a esta actividad aún  antes de llevarse a cabo, era impresionante observar a más de un millón de hermanos cubanos reunidos en un solo lugar con el propósito de compartir en armonía con uno de los instrumentos más antiguos y poderosos para mover el alma, el corazón y el cuerpo:  La música.  Por la tarima desfilaron figuras de diferentes países, como Italia, Colombia, España, de la propia Cuba y por supuesto, Puerto Rico, todos con el objetivo de llevar su música a un pueblo que necesita el abrazo del resto del mundo.  Otra vez la música rompe barreras, derriba obstáculos y llega al tuétano de los seres humanos en un gesto de amor grandioso; felicitaciones a Juanes por su iniciativa y al resto de los artisitas por responder al llamado.

El emotivo cierre del concierto.